NOS QUITARON HASTA LO BAILAO

 

Resultado de imagen de iMÁGENES DE DIBUJOS de colas ante el inem

Habían prescindido de mí y aunque reconocen que Caperucita no sería lo mismo sin el lobo, me veo en la calle, desolado y con pocas expectativas laborales. Me dijeron que ahora los depredadores son humanos, y a veces en manada.

En el INEM habilitaron una ventanilla especial para lobos. Allí me encontré con el de los tres cerditos, con el de Pedro, el de los siete cabritillos, el de Manolito el mentiroso… y una larga cola para solicitar el paro.

El funcionario de ventanilla era el que bailó con Kevin Costner en la película. No pude evitar pedirle un autógrafo.

IsidroMoreno

Anuncios

CARTAS DESDE EL FRENTE

La correspondencia, y en especial la llegada de las postales, se convirtió en medicina vital para la madre. No sabía de letras, pero su hija, cada semana, le leía la nueva postal con un amor y optimismo insólitos por cuanto provenian del lejano Uruguay, donde el padre y esposo luchaba en el frente de guerra.

Quiso la fatalidad que un estúpido accidente segara la vida de la joven, llevándose esta, el secreto de la muerte del padre en la pasada navidad.

Ya no llegaron más postales.

Tiempo después, la madre, antes de morir, encontró decenas de cartas dictadas por ella misma y que nunca llegaron a Uruguay. Ni siquiera habían salido de aquel baúl de su hija.

IsidroMoreno

MALA LECHE

Resultado de imagen de Imágenes de dibujos de rostros con odio

A medida que me acercaba, percibía sus miradas clavadas en mí. Solo les pregunté que si les molestaba el coche aparcado delante de su garaje, a lo que el padre y el hijo, con los ojos henchidos de sangre y los dientes apretados, me gritaron que por supuesto que sí, que les urgía sacar su vehículo.

Ante la rabia de ambos, les pedí calma, pero se crisparon más; no sé por qué. Para evitar problemas, me alejé del lugar andando a buen ritmo. Luego, miré hacia atrás y pude observar los fuertes hachazos y las horribles brechas que le propinaban al flamante mercedes rojo. De haber sido mi coche creo que hubiera muerto de dolor.

IsidroMoreno

ÁRBOL

 

Resultado de imagen de Imágenes de un arbol casi seco

Ya no brillaba con el esplendor de antaño ni ofrecía sus frutos entre el hermoso follaje. En él, solo subsistía un errático habitante aferrado a sus ramas: la vieja serpiente que, cada día, se arrepentía de haberle ofrecido una manzana a la única mujer que había pisado ese antiguo edén.

 

IsidroMoreno

ALINEACIÓN ESTELAR

 

Las Tres Marías, las estrellas alineadas con las pirámides de Egipto

Cuidado con los tréboles de cuatro hojas, no sea que por involuntario descuido, queden destruidos bajo las torpes pezuñas de vuesa merced.

—Yo, solo recibo órdenes de mi amo Sancho, y mi condición de asno me impide digerir vuestros altivos sermones, amigo Rocinante —respondiole Rucio con sarcasmo.

Acercose otro burrito peludo, suave y brillante como la plata que, acariciando los tréboles con su hocico, dijo:

—Esta fresca hierbecilla vivirá pocos días, pero regalará buena suerte por mucho tiempo a quien la encuentre.

El suelo comenzó a temblar al acercarse Atila que, a lomos de Othar, pulverizaron para siempre aquellas insólitas hierbas.

Por fortuna, esta alineación de estrellas nunca más ocurrió.

IsidroMoreno

(Texto de 100 palabras. Para concurso ENTCerrados de ENTC.

Restricciones:

-Incluir frase de inicio y frase final -en cursiva-

-Máx. 100 palabras)

ALTAS TEMPERATURAS

 

Resultado de imagen de Imágenes desérticas por el cambio climático

La crisis climática había modificado su hábitat hasta extremos inauditos. La pequeña población decidió abandonar lo que había sido su espacio desde siempre. Solo algunos individuos no quisieron aventurarse en la búsqueda de nuevos lugares y alimentos.

Los nuevos migrantes cruzaron el océano hasta llegar a una nueva tierra firme que, aunque también abrasada por el sol, estaba habitada y confiaban en una mejor subsistencia. Eran torpes marchadores y el camino a pie se hacía largo y tortuoso. Al divisar la primera ciudad, todos se precipitaron con sus atropellados movimientos y graciosos andares, unos a la lonja y los más osados asaltaron una tienda de sushi y otras exquisiteces, provocando un gran revuelo en la recoleta ciudad.

Todos los lugareños quedaron asombrados ante la valentía y gracia de aquel centenar de intrépidos pingüinos llegados de hielos lejanos donde ya apenas quedan hielos. 

IsidroMoreno

(Basado en hecho real ocurrido en Nueva Zelanda)